A Santiago contra el Cáncer cumple sus dos retos

La prueba solidaria recorre 867 km sin salir de León y roza los 30.000 € de recaudación

 

  • La décima edición de A Santiago contra el Cáncer conectó con los leoneses, contó con más de tres centenares de corredores, andarines y marchadores, y supo reinventarse para superar las previsiones más optimistas y acercarse ya a los 300.000 € donados desde 2011

 

Misión cumplida. El reto deportivo llegó a buen puerto y el económico va viento en popa. A Santiago contra el Cáncer llegó a León sin dejar de pisarlo ni un segundo de las 91 horas que los corregrinos emplearon para cubrir los 867 km que se habían propuesto recorrer para recaudar dinero para la Asociación Leonesa contra el Cáncer (AECC) que supera ya los 25.000 € y se seguirá trabajando para alcanzar los 30.000 € que dejaría el total de las diez ediciones celebradas cerca de los 300.000 €.

Han sido 867 km recorridos sobre un circuito urbano de 3.850 metros al que más de tres centenares de corredores, andarines y marchadoras nórdicas giraron desde el miércoles 2 de septiembre a las 20:00 horas hasta minutos antes de las tres de la tarde en el que llegaba a la plaza de la Catedral el último de los relevos, antes de que los corregrinos formaran las iniciales de su aventura (ASCC) justo a los pies de la Catedral de León. Más de 300 participantes, casi todos anónimos, aunque no quisieron dejar de dar unas zancadas solidarias dos atletas internacionales como Raúl Celada y la ‘madrina’ de la carrera, la berciana Nuria Lugueros.

Con el diputado provincial José Pellitero esperando a los últimos corredores, que recibieron el cariño de los leoneses y visitantes que disfrutaban de las terrazas de la capital leonesa en ese mediodía en el que culminaba la décima edición que este año se ha reinventado “para no dejar de recaudar dinero para la AECC que tanto lo necesita. Ha sido un año complicado y nosotros hemos aportado lo poco que tenemos, nuestras piernas, para mover voluntades y conseguir que la AECC no pierda también esta fuente de ingresos”.

La idea inicial habría sido recorrer el Camino de Santiago Francés entre Saint Jean Pied de Port y Finisterre el pasado mes de junio. La pandemia y todas las restricciones existentes convirtieron en imposible la aventura de los 85 corredores. Para no dejar el año en blanco la idea cambió a 225 vueltas por León que sumara los mismos kilómetros que deberían haber hecho y con otra simbología añadida, los metros hechos pisando el Camino de Santiago en esos 225 giros serían los mismos que separan las catedrales de León y Santiago de Compostela.

Desde la organización mostraban su satisfacción al final de esta décima edición “por haberla podido llevar a buen puerto, que no era sencillo, por haber conectado con los leoneses que ahora conocen más y mejor nuestra aventura, por haber superado los 25.000 € de recaudación y por seguir dando forma a nuestra carrera solidaria”, aseguraban desde la organización que agradecían “el apoyo de las instituciones porque tanto el Ayuntamiento de León como la Diputación han puesto a nuestra disposición todo lo que necesitábamos para realizar una carrera, lo mismo que Patatas Hijolusa que este año se sumó como patrocinador principal a A Santiago contra el Cáncer junto a Martínez Bierzo, la Fundación Seur o La Caixa que siempre han estado ahí, desde la primera edición, pero este año, más que nunca, queremos agradecer a todas las personas que se acercaron a nuestra caseta porque entre todos han hecho posible esta edición”, remataban los organizadores que animan a seguir donando a la AECC “en el número de cuenta de la Asociación que tenemos en nuestra página http://asantiagocontraelcancer.com”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *