El Ayuntamiento acometerá estos días la fase II de renovación a led del alumbrado público

Con un presupuesto de licitación de 84.886,61 euros, la empresa Electricidad Agua y Gas, SL, adjudicataria del contrato, culminará la renovación de los cuadros de la Av. Rey Juan Carlos I y de la avenida de Asturias

El Ayuntamiento de Valencia de Don Juan sigue adelante con la renovación por fases del alumbrado a tecnología led, con lo que supone de ahorro en la factura económica para las arcas municipales al tiempo que se reduce la huella ecológica de la localidad.

La renovación gradual por fases, explican desde la Concejalía de Urbanismo y Obras, es la mejor opción para los intereses municipales, ya que se realiza sin acudir a entidades como el Somacyl o a una Empresa de Servicios Energéticos, lo que permitirá al consistorio beneficiarse, como propia, de la reducción en el coste de la factura energética.

Estos días comenzarán las obras de la segunda fase que serán ejecutadas por la empresa Electricidad Agua y Gas, SL, adjudicataria del contrato, por un importe de 84.886,61 euros. En total, y con una previsión de tres semanas para culminar los trabajos, se procederá al cambio de 210 luminarias que completarán la renovación entera del cuadro situado en la Avenida Rey Juan Carlos I y que abarcará también el de la Avenida de Asturias.

Las obras, financiadas por la Diputación Provincial de León con cargo a los Planes Provinciales del 2019, se suman a las ejecutadas hace justo un año, con lo que, tras la finalización de las mismas, además de implementar la telegestión, se habrán renovado las luminarias de toda la franja central de Valencia de Don Juan, limitada al norte por las calles la Cárcaba, Fernando I y Avenida Luis Alonso y al sur por la Avenida de Asturias.

Los trabajos han sido realizados por la Brigada de Patrimonio del Centro de los Oficios dependiente de la Concejalía de Acción y Promoción Cultural El Ayuntamiento de León ha restaurado la escultura ‘León, ciudad bimilenaria’ de Juan Carlos Ponga que se encuentra situada en la plaza San Marcelo de la ciudad y que se encontraba muy deteriorada. Una intervención que ha sido posible gracias a la Brigada de Patrimonio del Centro de los Oficios dependiente de la Concejalía de Acción y Promoción Cultural que dirige Evelia Fernández. En los trabajos, en los que se ha repuesto el 80 por ciento de la peana hecha en piedra caliza, también se ha reparado la cimentación de la maqueta cuyas placas originales se habían caído, separado y agrietado. El taller de cantería del Centro de los Oficios ha retirado todas las piedras de la peana de las que solo se ha podido recuperar una pequeña parte. El resto se ha sustituido por piedra de las mismas canteras. Previamente, y para evitar futuros desperfectos, se han cimentado las caras posterior y lateral y se han colocado las placas laterales, de tres centímetros de espesor, unidas con grapas de acero inoxidable entre sí a la cimentación. También se han retirado todos los sillares moldurados del perímetro superior y ocho centímetros de espesor, se han limpiado los que se han podido reutilizar y el resto se ha repuesto con piezas nuevas. Además, los trabajadores del Centro de los Oficios han nivelado y afinado todas las piedras de la peana y, posteriormente, siguiendo las directrices del autor de la obra y bajo la supervisión del arqueólogo municipal, Victorino García Marcos, han limpiado la escultura con agua a presión y detergente neutro y la han lavado con cera líquida y agua. También se ha colocado una cinta de neopreno perimetral entre las bases de las maquetas y los sillares horizontales de la peana para amortiguar las dilataciones del bronce.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te pueden interesar

Los trabajos han sido realizados por la Brigada de Patrimonio del Centro de los Oficios dependiente de la Concejalía de Acción y Promoción Cultural El Ayuntamiento de León ha restaurado la escultura ‘León, ciudad bimilenaria’ de Juan Carlos Ponga que se encuentra situada en la plaza San Marcelo de la ciudad y que se encontraba muy deteriorada. Una intervención que ha sido posible gracias a la Brigada de Patrimonio del Centro de los Oficios dependiente de la Concejalía de Acción y Promoción Cultural que dirige Evelia Fernández. En los trabajos, en los que se ha repuesto el 80 por ciento de la peana hecha en piedra caliza, también se ha reparado la cimentación de la maqueta cuyas placas originales se habían caído, separado y agrietado. El taller de cantería del Centro de los Oficios ha retirado todas las piedras de la peana de las que solo se ha podido recuperar una pequeña parte. El resto se ha sustituido por piedra de las mismas canteras. Previamente, y para evitar futuros desperfectos, se han cimentado las caras posterior y lateral y se han colocado las placas laterales, de tres centímetros de espesor, unidas con grapas de acero inoxidable entre sí a la cimentación. También se han retirado todos los sillares moldurados del perímetro superior y ocho centímetros de espesor, se han limpiado los que se han podido reutilizar y el resto se ha repuesto con piezas nuevas. Además, los trabajadores del Centro de los Oficios han nivelado y afinado todas las piedras de la peana y, posteriormente, siguiendo las directrices del autor de la obra y bajo la supervisión del arqueólogo municipal, Victorino García Marcos, han limpiado la escultura con agua a presión y detergente neutro y la han lavado con cera líquida y agua. También se ha colocado una cinta de neopreno perimetral entre las bases de las maquetas y los sillares horizontales de la peana para amortiguar las dilataciones del bronce.