15.6 C
León
lunes, 17 junio 2024

Este martes, el Cine de los Capuchinos proyecta ‘Tarde de perros’

TARDE DE PERROS

Martes, 16 de abril, 20:00 horas.
Entrada, 4 € desde una hora antes en la taquilla del teatro.

Título original: Dog Day Afternoon Año: 1975 Duración: 120 min País: Estados Unidos Dirección: Sidney Lumet Guión: Frank Pierson. Artículo: P.F. Kluge, Thomas Moore. Libro: Leslie Waller Fotografía: Victor J. Kemper Reparto: Al Pacino, John Cazale, Charles Durning, Carol Kane.

Sinopsis:

Unos delincuentes de poca monta deciden atracar la sucursal de un banco de Brooklyn. Sin embargo, debido a su inexperiencia, el robo, que había sido planeado para ser ejecutado en apenas diez minutos, se convierte en una trampa para los atracadores y en un espectáculo para la televisión en directo.

“ATRACO EN DIRECTO”. Crítica de RAPAZ

“ATRACO EN DIRECTO” Película dirigida en 1975 por Sidney Lumet (“Doce hombres sin piedad” 1957, “Serpico” 1973, “Asesinato en el Orient Express” 1975, “Network” 1976), con guion de Frank Pierson (ganador del Oscar), basándose en hechos reales. Nada más conocerse los hechos, el productor Marty Bergman, compró los derechos a la revista LIFE y contrató a Pierson para que redactara el libreto. Sidney Lumet es un director decisivo para entender la evolución del cine durante las décadas de los 60 y 70. En esa época firmó grandes obras maestras, que moverían masas y azotarían conciencias, traspasando así la barrera del arte. Una de sus grandes virtudes como director, además de ser muy exigente con los actores, era su perfeccionismo en el plano visual, tanto en su fotografía como en su soberbio montaje. La película nos va mostrando situaciones que van desde el “síndrome de Estocolmo” de los rehenes a la animadversión hacia la policía. Lumet realizó un ácido retrato de los defensores de la ley, y fue tal su impacto que, tras el verdadero robo que inspiró el film, todas las comisarías crearon un nuevo puesto: el negociador. La película sirve a Lumet para hablar del poder de la televisión, un medio que en los 70 estaba en la práctica totalidad de los hogares americanos, presentándolo como un medio de manipulación de masas. Además fue la primera película en tratar en un tono serio, veraz y conmovedor el tema del cambio de sexo, en una época donde estaba de moda la liberación sexual y San Francisco se convertía en el punto de encuentro homosexual por excelencia. Para los papeles principales, Lumet contó con dos de los protagonistas de “El padrino” (1972): John Cazale un magnífico actor que hizo solamente cinco películas en su vida (“El padrino” 1 y 2, “La conversación” 1974, “Tarde de perros” 1975 y “El cazador” 1978), y en todas estas obras maestras fue nominado al Oscar. Pero sobre todo un gran Al Pacino se adueña de la pantalla y nos ofrece una de sus interpretaciones más memorables: 120 minutos de clase magistral de interpretación, donde el actor se mimetiza con el personaje totalmente, dando lugar a uno de los trabajos más arriesgados y grandiosos de su carrera. Junto a los protagonistas nos encontramos con unos secundarios de lujo como, Charles Durning o James Broderick. Les invitamos a disfrutar de este clásico atemporal de la historia del cine, una obra imprescindible y demoledora, llena de amor, coraje y fatalidad, condensada en un día cualquiera de verano.

RAPAZ

Artículos Relacionados

Últimas Publicaciones